El David: Miguel Ángel versus Bernini

El David: Miguel Ángel versus Bernini

18/09/2012

El David de Miguel Ángel y El David de Bernini, algunas diferencias.

Entre ambas obras dista poco más de 100 años. Miguel Ángel termino su escultura en 1501 y Bernini lo hizo en 1623. Ambas pertenecen a períodos distintos de la historia del arte.

Miguel Ángel pertenece al Renacimiento, una época que retoma elementos de la cultura clásica, su David podría recordarnos al Hermes de Praxiteles o al Apoxiomenos, en su tratamiento de las formas. Otra de las caracterísiticas generales del renacimiento es la concepción matemática de la naturaleza. Miguel Ángel realiza la obra siguiendo las serie de Fibonacci conocida por proporción aurea o divina: la belleza ideal.

Bernini, por otro lado, pertenece al Barroco. El virtuosismo y el realismo fueron tratados con mucho interés en esta época. El Barroco representa movimiento, la obra ya no refleja sólo un instante, la obra conmueve y pone ante el expectador una secuencia de situaciones.

La representación de Bernini no es unicamente una instanténea de David victorioso, relajado despues de haber derrotado a Goliat en una posición triunfal como en Miguel Ángel. No, Bernini es capaz de mostrarnos momentos diferentes con una única obra: El momento anterior al lanzamiento cuando David prepara la honda y la piedra. Con la tensión de todos los músculos de sus brazos, piernas, la rabia que hay en su rostro y la posición forzada de todo su cuerpo sabemos perfectamente la fuerza y velocidad con la que va a lanzar la piedra. Pero también sabemos que el lanzamiento va a ser certero y rotundo. No podemos ver que sucede pero lo damos por vencedor. Vemos la victoria antes de que se produzca el lanzamiento.

Pero esto lo veremos si observamos la obra desde donde Bernini quiere que lo hagamos. Sus esculturas tienen un único punto de visión, si no las vemos desde el lugar adecuado pierden claridad.

Por Abel Dueñas Roca

Enviar comentario